seguridad buceo
Buceando dentro de los límites.
7 marzo, 2019
Buceo sidemount
Buceo en Cuevas y configuración Sidemount
22 octubre, 2019
Show all

Bucea siempre acompañado.

buceor acompañado

En primer lugar y para dejar sentada una posición clara al respecto. GoDiveMEX recomienda enfáticamente a todos los buceadores que siempre deben bucear acompañados. No hace falta repetir aquí los motivos tratados hasta el hartazgo desde el Open Water en adelante sobre lo
necesario y seguro de esta regla de seguridad básica.

¿Que nos han enseñado?

Vemos regularmente que buzos menos experimentados aún sabiendo al pie de la letra la teoría se alejan considerablemente de su pareja durante las inmersiones. No obstante, a todos nos han enseñado la importancia de bucear siempre acompañados.

Una explicación muy sencilla a esta conducta es la “normalización de la desviación”. Efecto psicológico que explica que cuando se viola una regla durante mucho tiempo esta violación se transforma en la regla. Esto no sucede tan a menudo con buzos altamente capacitados. En áreas de buceo donde la complejidad de las inmersiones aumenta tanto como los riesgos.

Por el contrario son extremadamente cuidadosos aún en sus inmersiones menos exigentes. De hecho son más conservadores que sus pares recreativos. Llegamos a la conclusión de que hay algo que ellos saben que los hace ser más precavidos.

solo diving
Ej. solo diving (survey)

«Solo Diving»

Empecemos por el extremo opuesto:

¿Qué es y cómo se configura un buzo para un Solo Diving?

Condición 1:

Ser completamente redundante. Debemos recordar que ante un inconveniente el auto-rescate es la única oportunidad. Este concepto está íntimamente relacionado con la autosuficiencia de un buzo, y se refiere a tener equipamiento y entrenamiento para solucionar todos los problemas que puedan surgir. Es decir, equipo redundante o back-ups tal que nos permitan emerger sin inconvenientes.

Condición 2:

Debe estar plenamente justificado. No es fácil justificar la eliminación del compañero y de su invaluable provisión de reserva de gas en la ecuación de seguridad de una inmersión.

Esto se da en buceos de exploración, ambientes muy estrechos, donde la ayuda que podría brindar un compañero sería mínima o nula. Mientras que potencialmente podría causar problemas de pérdida de visibilidad y obstrucción de la salida muy graves.

Condición 3:

Evaluar los riegos. El nivel de riesgo que cada uno considera aceptable es distinto. Un buzo debe tener presente en sus decisiones la responsabilidad que le debe a sus compañeros, amigos y familia y de qué manera van a ser afectados.

«No hay nada más allá de tus límites que valga mas que tu vida»

Condición 4:

Planificación solo diving. Deberá ser llevada a cabo junto a alguien en superficie. Detallando lo más posible el perfil del buceo, tiempo, profundidad, lugares y sectores, configuración del equipo, horario estimado de salida y toda información que pueda ser útil para los equipos de rescate en el peor de los casos. .

Condición 5

Incrementar al máximo el nivel de reserva de gas o gases. En el manejo del gas la regla de los tercios es un mínimo obligatorio. En casos en que la única ayuda real es la que te podrás proveer tu mismo. Cuanto más gas tengas más tiempo tendrás para resolver los problemas. Una buena planificación de gas con bastante frecuencia puede sugerirnos gestiones nuestra cantidad de gas usable basándonos en cuartos o incluso sextos.

Volviendo al problema

En rasgos generales debo decir que en contadas ocasiones vemos a buceadores recreativos tener en cuenta y cumplir la regla de bucear acompañado, y por el contrario prefieren separarse de su pareja durante una inmersión en un arrecife. Bucear acompañado no es ir juntos en la embarcación y desentenderme de mi compañero bajo el agua.

La verdad es que a 25 metros de profundidad con un solo regulador y un solo tanque, a veces sin computador y con habilidades apenas básicas, algunas personas deciden que es más importante sacar una foto a una tortuga que respetar las reglas de seguridad.

Por desgracia, acostumbrados a estas situaciones los guías no reaccionan y permiten que se normalice esta desviación.

Conclusión

Los primeros responsables de nuestra seguridad somos nosotros mismos. En definitiva si llegamos al extremo de necesitar ayuda durante una inmersión es que hemos hecho muchas cosas mal antes.

Después de todo, está más que estudiado que los accidentes se dan por una sucesión de errores, y que con uno solo de ellos que se hubiese evitado el accidente se hubiese prevenido.

Desde GoDiveMEX recomendamos enfáticamente bucear siempre acompañado a una distancia que nos permita establecer contacto con nuestro compañero en menos de 2 segundos. Por supuesto respetando siempre todas las medidas de seguridad.

La mejor manera de perfeccionar y ampliar nuestras capacidades siempre es el camino de la formación y el aprendizaje continuo.

https://godivemex.com/formacion/

https://www.iantd.mx/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *